CONTACTO

Llámenos:

91 220 33 03
Portada de la página

Blog

EL MEJOR ABOGADO DE FAMILIA

Hay muchos abogados que llevan temas en materia de derecho de familia. Que estén plenamente especializados, hay menos. Y que realmente se adapten a lo que el cliente necesita en cada momento, que trabajen en conjunto con él, y consigan resultados adecuados, menos aún. ¿Cuáles son los requisitos que debe reunir el mejor abogado de familia?

Debe estar realmente especializado. No basta con llevar algunos asuntos de familia. El mejor abogado de familia debe trabajar intensamente en esta materia. Solo así podrá estar al día de los inevitables cambios normativos y jurisprudenciales, y controlar el pulso del día a día de los juzgados especializados. 

El mejor abogado no es caro. Ni barato. Pero debe cobrar por su trabajo, sentirse valorado y saber que el tiempo y esfuerzo que dedica a su cliente le es retribuido. Ello le permitirá trabajar absolutamente centrado en los intereses de sus clientes.  

 

Un acuerdo debería aceptarsesi satisface al menos una buena parte de nuestras pretensiones. Si no es así, suele ser preferible que decida un Juez, antes que aceptar prácticamente todo lo que quiere la parte contraria

El mejor abogado de familia debe ser accesible para su cliente, y estar disponible para él. No significa que deba estar en todo momento y para cualquier cuestión disponible, porque esto es imposible. Pero el cliente debe poder contar con su ayuda, consejo y asistencia siempre que sea necesario.

Debe conectar con su cliente. El buen abogado no ideará una estrategia y la compartirá con su cliente. Sino que diseñará esa estrategia junto con su cliente. Desde el primer momento abogado y cliente han de caminar juntos, compartir información, objetivos y sensaciones, y trazar el mejor camino a recorrer. Si se trabaja de esta manera, en mitad de un juicio abogado y cliente deberían ser capaces de mirarse a los ojos, y sin decir palabra saber lo que cada uno está pensando. 

Debe tratar y ser capaz de resolver conflictos mediante acuerdos. La primera opción de todo buen abogado debe ser la de intentar lograr un acuerdo amistoso. Eso sí, siempre que esto sea posible. 

Porque el siguiente requisito es que el buen abogado no debe temer al procedimiento contencioso, sino encontrarse cómodo en él. En muchas ocasiones los abogados, ya sea por querer evitar el conflicto, o simplemente por comodidad, aceptan acuerdos que no son realmente buenos para sus clientes. ¿Qué sentido tiene aceptar un acuerdo que está muy alejado de lo que queremos?.Un acuerdo debería aceptarsesi satisface al menos una buena parte de nuestras pretensiones. Si no es así, suele ser preferible que decida un Juez, antes que aceptar prácticamente todo lo que quiere la parte contraria. De hecho, tengamos en cuenta que los acuerdos más justos normalmente se alcanzan una vez iniciado el procedimiento contencioso, cuando cada parte conoce los argumentos de la otra y ambas valoran adecuadamente los riesgos de dejar la decisión en manos de un Juez. 

El mejor abogado debe ser alguien en quien el cliente confíe plenamente. Al que pueda explicar cualquier información o anhelo sin reparos, y con quien pueda tomar decisiones de manera sincera y meditada. 

Desde luego el camino que se ha de recorrer en cualquier procedimiento de familia no es sencillo. Pero sin duda será mucho fácil recorrerlo si se cuenta con un abogado que reúna estas características.  

 

¿Necesitas más información sobre alguno de nuestros servicios?

Déjenos sus datos y le llamaremos a la mayor brevedad posible.